Pero como a la vez aquí en el bachillerato a uno le enseñan palabritas de que uno las tiene que poner en práctica allá y sin temor a nada, pues. Al menos yo, mi persona, yo no soy temeroso de nada, a mí…o sea no le tengo miedo a nada, a yo me gusta ser aventado como se dice aquí, sin temor a nada que me pase algo que me hagan burla ni nada. Soy como soy y sin temor a nada, está bien. Empecé y me dijo mi primo un día, vamos y pedís una hamburguesa. Vamos al Burger King me dice y pedís una hamburguesa, porque son palabras, porque uno puede pero se practica y yo…como dice el dicho, la práctica hace la perfección y me dice mi primo, pídalas tú, ah yo con tembloroso y todo le dice a…le dije un poquito ah- deme la número tres, pero en inglés ¿verdad? -deme la número tres y la soda y ya y le dije -¿cuanto era? y me dijo cinco, seis. Y conforme pasa el tiempo uno va aprendiendo y se le va el temor. No puedo inglés pero palabritas de que le puedo preguntar a alguien de que -¿cómo se llama? ya, cositas así, ¿me entiende? Y sí de verdad y bueno, estuve trabajando. Eso le toca a uno. A uno de mojado le toca trabajar, trabajar y trabajar. Estuve en Los Angeles California. Luego me decidí. Sentí, no sentí apoyo de nadie en el aspecto de que no me imaginé cómo era la vida allá, pero tal vez por mi edad aquí era muy pequeño y todo, diecisiete años y pensaba tal vez como un niño. Vaya, trabajé año y, casi dos años, a los dos años me decidí venir otra vez a San Salvador. Dije yo, ¿de qué voy a vivir aquí en El Salvador? Bueno ni modo. Somos pobres, sólo lo que espera es trabajar y trabajar y trabajar, ah me decidí. Gracias a Dios, tengo un don…un don. Para mí es un gran don, pero para otros que pueden más que uno puede ser menos, pero para mí es un gran don que Dios me ha dado en el aspecto de que, de poder trabajar en rotulación digamos, porque apenas tengo veinticuatro años y ya no tengo temor de nada, trabajo en pintura, hago pintura en rotulación, en cualquier rótulo sobre el negocio ya sale trabajitos así. Se va manteniendo, uno sea como sea la va pasando uno y aquí estamos. Estoy aquí en el parque de Metapán, me entretuve. Estaba aquí…Don Sch…cómo se llama su esposo? ¿Su esposo cómo se llama? [Don Schairer] Don Schairer ah estaba pintando y me entretuve y sólo por curiosidad y, la curiosidad y así se aprende y todo ahí, bueno no más.

pedís: you ask for: “vos” command [pedir]
rótulo: sign
bueno, no más: Ok, that’s all

La familia de Andrea vivía en Chile en los años 70 cuando muchas personas desaparecieron por razones políticas, aun los niños. De los desaparecidos, muy pocos volvieron a sus casas con vida.

The background noise is very loud here and sometimes you have to “gist” what is said.